Please use this identifier to cite or link to this item: http://repositorio.utn.edu.ec/handle/123456789/258
Title: Efecto de los abonos orgánicos Y químicos en el cultivo de Amaranto (Amaranthus Caudatus L.)
metadata.dc.contributor.advisor: Barragán Cadena, José Raúl
Authors: Pinto Nuñez, Adiela Alejandra
Vargas Muñoz, Santiago Vinicio
Keywords: POLLINAZA;ESTERCOLADO;PATOGENOS;SUSTENTABILIDAD;ANAEROBIA;SISTEMA INDORS
Issue Date: 10-Feb-2011
Abstract: El escaso conocimiento que existe en el país y la falta de entidades que difundan las tecnologías de utilización de productos orgánicos, como una alternativa de fertilización, en reemplazo de los abonos químicos. Motivó el desarrollo de la presente investigación, que tuvo como objetivos: evaluar el efecto de los abonos orgánicos y químicos en el cultivo de amaranto (Amaranthus caudatus L.), establecer analíticamente la presión producida por el biogás y determinar la cantidad de abono producido por descomposición anaerobia (biosol), conocer la composición química de los abonos orgánicos empleados en el cultivo, identificar la fertilización orgánica que resultó más efectiva en la producción del cultivo, evaluar el rendimiento del cultivo de acuerdo a los tratamientos estudiados, determinar el contenido de proteína y de carbohidratos en semillas, y finalmente realizar un análisis económico de los tratamientos en estudio. El ensayo se desarrollo en dos etapas, la elaboración de los abonos orgánicos y la evaluación de los mismos en el cultivo. Los tratamientos fueron T1 bovinaza seca, T2 bovinaza descompuesta, T3 bovinaza biosol, T4 cuinaza seca, T5 cuinaza descompuesta, T6 cuinaza biosol, T7 pollinaza seca, T8 pollinaza descompuesto, T9 pollinaza biosol, T10 fertilizante químico y T11 sin fertilizante. De donde se concluye lo siguiente: En la variable presión ejercida por el biogás se observó que la mayor presión se obtuvo del estiércol de pollinaza, siendo el mejor productor de biogás en cuanto a volumen. La variable obtención de biosol detectó diferencias significativas entre tratamientos, siendo el de mayor producción el estiércol de bovinaza con una media de 24.38 kg por cada 25 Kg de estiércol empleado. En la variable composición química de los abonos orgánicos, en función al análisis de laboratorio presentó diferencias en cuanto a su composición química, siendo la pollinaza en estado seco con 6 elementos de mayor porcentaje al tomar en cuenta los 11 micro y macro elementos presentes en el análisis. En la variable para los días a la floración se detectó diferencias estadísticas al 1% entre tratamientos, siendo el mejor T8 (Pollinaza descompuesta) con una media de 67 días. Para la variable días a la cosecha se detectó diferencias estadísticas al 1% entre tratamientos, el tratamiento más precoz fue, T8 (Pollinaza descompuesta) con una media de 184 días. La variable altura de plantas a la floración detectó diferencias estadísticas al 1% entre tratamientos, siendo el mejor T9 (Pollinaza biosol), con una media de 100.50 cm. En el rendimiento del grano se detectó diferencias estadísticas al 1% entre tratamientos, siendo el más productivo T7 (Pollinaza seca) con una media de 2.68 t/ha. Para la variable biomasa se detectó diferencias estadísticas al 1% entre tratamientos, el mejor tratamiento fue T6 (Cuinaza biosol) con una media de 18.09 t/ha. Al analizar el porcentaje de proteína se observó que el mejor tratamiento fue el T2 (Bovinaza descompuesta) con 15.75. En el comportamiento del contenido de carbohidratos se encontró que el mejor tratamiento fue T5 (Cuinaza descompuesta) con un 78.58 %. Y de acuerdo al Análisis Económico de Experimentos Agrícolas con Presupuestos Parciales, (Perrin et al, 1976), el tratamiento T10 (Testigo químico) es recomendable económicamente ya que su tasa de retorno marginal es de 699,20%. En base a las conclusiones derivadas de la presente investigación se puede plantear como recomendaciones: Que el cultivo de amaranto se ubique en sitios bajo riego. Efectuar deshierbas necesarias para evitar la competencia de nutrientes con las malezas. La preparación del terreno está comprendida de una pasada de arado y dos de rastra. Se debe sembrar a principios del año, con suelos húmedos para asegurar la germinación. El piso climático no debe superar los 2900 msnm, sobre esta altura el cultivo es tardío y el invierno puede afectar la cosecha. En la cosecha se debe tener en cuenta los signos de madurez, si no se lo realiza en el tiempo indicado el porcentajes de perdida por caída de grano será alto. Se recomienda utilizar 10 toneladas de abono seco de pollinaza por hectárea.
URI: http://repositorio.utn.edu.ec/handle/123456789/258
Appears in Collections:Ing. Agropecuaria



This item is protected by original copyright



Items in DSpace are protected by copyright, with all rights reserved, unless otherwise indicated.